Los agusanamientos irracionales de la voluntad de equidad


En el supuesto de que una comunidad se haga cargo intelectualmente de que debe superar la inequidad de género o étnica ello no es más que el primer paso para lograr que esa inequidad sea superada pues la misma no se asienta solamente sobre la mera intelección que se hace, la manera en que se la simboliza o se milita intelectualmente hacia ella, sino que se asienta en horadamientos irracionales de la voluntad que conservan la inequidad incluso contra la voluntad reflexiva de terminar con ella.¿Cuáles son estos horadamientos?

El primero y el más grave es el que corresponde a las situaciones de hecho que han sido creadas, establecidas, acrecentadas y promovidas durante todo el tiempo en que la inequidad ha sido sostenida y tomada como canon. Así­, por ejemplo, puede un día decretarse en una comunidad que somete a la esclavitud a ciertas personas que esta esclavitud ha terminado pero lo que no puede decretarse junto con ello es que la inequidad económica profunda y aberrante que ha sido forjada durante el tiempo que fueron esclavizadas desaparezca. No habrá tal transferencia de riqueza, no habrá tales compensaciones que impliquen un traspaso de bienes hacia los que fueron esclavizados…a menos que hablemos de una solidaridad imposible y repentina. De modo que aún restará mucho tiempo y así­ ha ocurrido en el caso de los afroamericanos, siglos inclusive, milenios tal vez, para que del decreto de supresión de la esclavitud se pase a la equidad étnica que se promueve mediante tal decreto.

Pero también es grave el horadamiento irracional de la voluntad de equiparar que consiste en el acostumbramiento mental a la situación de inequidad, acostumbramiento que no solo puede durar una generación sino que puede derivarse educativamente de generación en generación, de tal modo que aquellos que deberí­an buscar la equidad no se plantean muchas veces alcanzarla y aquellos que la promueven lo hacen sin  poder poner en tela de juicio la carga de costumbres y prejuicios que arrastran consigo. El ser humano, sigue siendo cierto, es un ser de costumbres, y estas costumbres pueden arraigarse en las comunidades bajo el umbral de la reflexión y sin que el individuo pueda liberarse de ellas sino es mediante un denodado esfuerzo que muchas veces será repelido emocionalmente por la comunidad. Para quebrar las costumbres las personas que sufren inequidad han practicado en muchas cirscunstancias, como lo hacen los homosexuales en las sociedades homofóbicas, por ejemplo, la ostentación de sus novedosas maneras de ser y actuar, ostentación que parece al principio una provocación y que quizás a muchos de los agentes de la misma así les parezca también, pero que tiene su origen en la necesidad de encontrar una vía de salida frente a la opresión de las costumbres existentes, de los canones estéticos existentes, de las disciplinas corporales existentes.

Mencionaré por último el peso sutil pero nada desdeñable del uso lingüístico. El uso lingüístico es tan perdurable y resistente a las modificaciones reflexivas como las costumbres alimenticias de una comunidad. Es muy difícil que un pueblo carní­voro como el uruguayo pase a ser vegetariano sin grandes gestos y crisis de por medio, y del mismo modo es muy difí­cil que palabras como judío o negro o homosexual o mongólico o loco dejen de seguir utilizándose en infinidad de ocasiones con una carga insultante y negativa de tal modo que esa carga se vuelve a asentar en su reutilización y ese uso lingüístico se sostenga en tal reutilización y a través de él toda la pesada inequidad simbólica que contribuye a reasegurar la inequidad concreta contra la voluntad de cambio.

Anuncios

1 comentario (+¿añadir los tuyos?)

  1. miriam
    Ene 08, 2012 @ 00:44:22

    nada

    Responder

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: